Liderazgo, diferencias entre la petulancia y la confianza

Probablemente has escuchado decir que hay una fina línea entre la confianza y la petulancia, pero la verdad es que están a kilómetros de distancia. Un líder petulante no es solo un líder con demasiada confianza; la confianza y la petulancia son cualidades muy diferentes. Estas son diez entre la petulancia y la confianza

1. La confianza puede venir de un buen lugar; la petulancia, nunca. Uno puede tener confianza y ser humilde al mismo tiempo. De hecho, la humildad cristiana alimenta la confianza. La persona que ha recibido la gracia de Dios con humildad puede tener confianza porque sus pecados han sido perdonados. Él no piensa, con arrogancia, que obtuvo la aprobación de Dios, sino que sabe que la recibió con humildad.

2. Los líderes con confianza inspiran; los petulantes, repugnan. Las personas disfrutan seguir a un líder que confía en la dirección y en la misión del equipo. Uno petulante y egocéntrico los repugna.

3. Los líderes con confianza aprenden de otros; los petulantes tienen todas las respuestas. Se requiere confianza para admitir con humildad que uno no es un experto en todo. Los líderes petulantes creen que nadie puede ofrecerles nada, por ende se pierden la sabiduría de otros.

4. Los líderes con confianza buscan servir a otros; los petulantes buscan que les sirvan. Los líderes con confianza entienden que su liderazgo no es, en última instancia, para ellos, sino para otros. Los líderes petulantes usan su rol para que les sirvan y para avanzar su propia reputación y su propia agenda.

5. Los líderes con confianza disfrutan la retroalimentación; los petulantes la resisten. Los líderes que tienen confianza anhelan la retroalimentación porque ésta los hace mejores y desean continuar creciendo. Los petulantes se sienten amenazados por la retroalimentación porque sienten que hiere su persona o su marca.

6. Los líderes con confianza cuidan de la gente; los petulantes cuidan la percepción. Los líderes se ven como administradores y siervos que están en su rol para el bien de la gente. Los petulantes están consumidos por cómo son percibidos y lideran a través de esa lente.

7. Los líderes con confianza toman decisiones para la misión; los petulantes toman decisiones para su marca personal. Los líderes con confianza idean y toman decisiones centradas en el avance de la misión, mientras que los petulantes tienen nublada su habilidad para decidir por su obsesión con sus propios nombres.

8. Los líderes con confianza se recuperan de sus luchas; los petulantes se sienten desmoralizados por ellas. Un líder con confianza no queda arruinado por las luchas y las fallas, principalmente porque su identidad no está en su rol. Los petulantes ponen su valor en su desempeño por lo que quedan aplastados cuando las cosas no suceden acorde al plan.

9. Los líderes con confianza hacen que otros crezcan; los petulantes se sienten amenazados por ellos. A los líderes con confianza les encanta ver que otros crezcan y saben que esa es una prueba de su propio liderazgo. Los petulantes se sienten amenazados por otros y obstruyen su crecimiento.

10. Los líderes con confianza piensan en otros primero; los petulantes piensan primero en ellos mismos. Los líderes que tienen confianza piensan primero en los demás y en la organización. Los petulantes están dispuestos a herir a otros y a la organización, para avanzar ellos mismos.

 

Por: Eric Geiger – Vice Presidente, LifeWay
Traducido: https://ericgeiger.com/2017/07/10-differences-between-cockiness-and-confidence/

Deja un comentario

*

captcha *